Tarta de mousse de chocolate, sin azúcar y sin gluten

Cuando mi sobrina me dijo que su tarta de cumpleaños tenía que cumplir 3 condiciones:

Que tenga almendra
Que tenga chocolate
Y que sea ligera

En seguida pensé: vaya, suena a postre de la dieta paleolítica.

Y me puse manos a la obra!!

Esta tarta se compone de 3 partes: una base de frutos secos, un relleno de mousse de chocolate y una cobertura de ganache

Necesitamos para la base:
125g de almendras crudas en cuadraditos
50g de nueces
1 yema
50g de mantequilla
Edulcorante (yo he usado 3 gotas de estevia)
Para el relleno:
6 láminas de gelatina neutra (comprueba que no tenga azúcares)
4 claras de huevo
500ml de nata
2 cucharadas cacao puro 100%
3 yemas

Ponemos la gelatina en agua fría a hidratar.

Y preparamos la base:  en una cacerola echamos la mantequilla y la ponemos a fuego lento cuando esté derretida añadimos la almendra en cuadraditos y las nueces también troceadas, edulcoramos al gusto (piensa que es la base y que no necesita ser dulce) y añadimos una yema revolvemos hasta que todo esté bien mezclado y lo ponemos en el molde que hemos preparado con papel vegetal, usar papel es opcional pero es la mejor manera para desmoldar y que quede bien. Ya tenemos la base ahora la reservamos una vez esté fría en el frigorífico.

Ponemos las claras a punto de nieve (ya sabes muy frías y con una pizca de sal) y cuando las tengas reserva en la nevera.

Pon en un cazo al fuego con agua y ponemos al baño maría el chocolate troceado con 100 ml de nata, y removemos bien (este paso se puede realizar perfectamente en el microondas). Cuando se haya disuelto añadimos las 3 yemas que nos quedan y la gelatina escurrida removemos bien hasta que todo quede bien mezclado y añadimos las 2 cucharadas de cacao en polvo, remueve hasta que tengas una mezcla bien emulsionada.

Si quieres edulcorarlo espera a que enfríe un poco, los edulcorantes al calentarlos se vuelven amargos.

Mientras la mezcla anterior enfría un poco, monta el resto de la nata, lo ideal para que monte bien es que esté muy fría, un truco es meterla en el congelador 10 minutos antes de usarla.

El paso siguiente es el más importante, tenemos que añadir a la mezcla de chocolate las claras y la nata poco a poco, una cucharada de cada una y mezclando con suavidad sin batir para evitar que pierda volumen. Una vez tengamos el mousse, sacamos de la nevera la base y le echamos el mousse. Cubrimos bien para que ocupe todo el molde y a la nevera mientras preparamos la cobertura.

No voy a repetir la receta del ganache porque la encuentras pinchando aquí

He dejado el mousse enfriando 2 horas y el ganache no lo he usado hasta que ha enfriado un poco, hay que tener cuidado al echarlo sobre el mousse, porque si lo echas de golpe se irá al fondo o te hará un agujero y lo que queremos es que quede sobre el mousse. El truco que uso es con una espátula que uso como si fuese una rampa (suena raro pero no se me ocurrre otro simil) y voy dejando que se deslice con cuidado. Una vez hayais rellenado todo el mousse a la nevera de nuevo hasta la hora de consumirla.

No tuve tiempo a decorarla y apenas pude sacar fotos, pero le hubiera quedado muy bien chocolate rallado por encima. Y aunque no haya quedado muy fotogénica estaba deliciosa, para aquellos que siguen la dieta paleolítica y para los que (aún) no. Esta receta seguramente la repetiré pero de una manera diferente… a ver que se me ocurre!! Feliz cumpleaños!!!!!

Mas fotos en mi galería de flickr

Próxima receta dulce: Tiramisú en copa!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Redes sociales:
  • buena pinta! tomo nota a la receta vale?yo hice uan también recubierta de gelatina de crema catalana y la he subido también a mi blog.
    Un saludo.

A %d blogueros les gusta esto: