Enfermos y pobres con la alimentación barata

Ir al supermercado, a veces, me supone un riesgo y salgo de allí con algo parecido a “un esguince cerebral”, el último sucedió al ver esto:

Precios almendra

¿Cómo es posible que la almendra tratada cueste más que la natural?

Para hacer almendra crocanti necesitas 2 ingredientes: almendra y azúcar. También necesitas tostarlas una vez hayas mezclado el azúcar con la almendra, pasos que te has ahorrado con la almendra al natural, entonces ¿dónde está el truco para que salga más barata? No hace falta recordar que las empresas no son ONG´S  (vale, tampoco las ONG´s son ONG´S)

La clave está en la materia prima, el que tu compres 125 gramos de ambas no quiere decir que ambas sean de almendra, en una compras solo almendra, en la otra almendra y azúcar. Y es sorprendente descubrir que el azúcar es la materia prima más barata que existe. Para algunas empresas es incluso más barata que el agua.

Una persona que vaya a comprar con un presupuesto ajustado y sin demasiado conocimiento nutricional, siempre optará por el producto más barato cómo es obvio, pero tristemente también juegan con el marketing, un niño escogería el envase rojo porque es el más llamativo, pero los adultos ya bombardeados por anuncios y sloganes que nos han hecho asociar el color verde a algo natural y saludable, además este tono aceitunado es habitual en productos con aceite de oliva, un español asocia ese color a «sano y de calidad«, en un acto reflejo y pensando en «nuestra salud» escogeríamos seguramente el envase verde.

Una vez leí que el futuro está hecho de las decisiones del hoy, cuando vas a comprar si no llevas el conocimiento y la decisión tomada de casa, no vas a tener más que un promedio de 20 segundos por producto para decidir si comprarlo o no, y puedes acabar dejándote llevar por factores cómo los que acabamos de ver: precio y marketing. Y con ello perjudicar seriamente tu salud a medio y largo plazo.

Ya que estamos metidos en faena vamos a ver la información nutricional más en detalle, pido perdón de antemano por la calidad de las fotos pero me niego a comprar según que productos, aunque después de hacer las fotos pueda devolverlos, porque entiendo que cada compra que realizo, cada vez que se lee un código de barras en la caja, es un acto de consumo que incrementa estadísticas y sirve para estudios de mercado, por lo tanto si nadie demandase cocacola «ese brebaje azucarado marrón» no existiría. Así son las cosas!!!!!

Información nutricional almendra crocanti

Información nutricional almendra crocanti

Vamos a comparar ambos productos, solo contamos con la información de los paquetes así que vamos a fiarnos hasta que, cómo bien dice Daniel, podamos tener un laboratorio en casa. Los datos son por 100 gramos de producto:

Proteínas: 7.3g (crocanti) 21.9 (natural)
Hidratos de carbono: 72.9g (crocanti) de los que 69.8 g son azúcares y 16.9g (natural) de los que 4.9g son azúcares.
Grasas: 16.5g (crocanti) y 50.6g (natural)

En la cantidad de minerales, ya sea por el proceso de tostado, un mal etiquetado o porque la menor cantidad de almendra en el producto final que hace que bajen los porcentajes lo cierto es que mientras que la almendra al natural también tiene hierro (4.3mg) y calcio (248mg) en la crocanti solo encontramos magnesio y fósforo:

Magnesio 85mg (crocanti) 275mg (natural)
Fósforo 146mg (crocanti) 474mg (natural)
 

Y por último una mirada a las calorías, 471 kcal de la crocanti, frente a 611kcal de la almendra en cuadraditos. Ahí tienes la respuesta al porqué contar calorías no funciona, es un producto claramente peor para tu salud (demasiados azúcares) pero sin embargo tiene menos calorías, vamos a darle otra vez la razón a Gary Taubes cuando dijo que una caloría no es una caloría dependiendo de cómo afecta a tu salud.

Información almendra en cuadraditos

Información nutricional almendra en cuadraditos

¿Estas gordo porque eres pobre o eres pobre porque estás gordo?, este fué un debate de moda hace unos años en Estados unidos. Es importante, la relación entre los recursos económicos y la salud (no olvides que no tienen seguridad social y deben pagar por cada medicamento) es fácil ver cómo las personas que consumen alimentos baratos están más enfermas que aquellas que invierten más en la calidad de su alimentación.

No se trata de comer caviar y jabugo a todas horas, pero sí de que tengas el conocimiento necesario para que 31 céntimos decidan que en tu futuro haya menos años de vida y más gasto de tiempo y dinero en consultas médicas, medicamentos…etc.

Las decisiones de hoy, deciden tu bienestar de mañana y lo que hoy comes es lo que moverá tu corazón mañana. Escoge bien!!!!!!!
 
 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Redes sociales:
A %d blogueros les gusta esto: