¿Debes gastar dinero en seguir una dieta ácida o alcalina?

Para Marí Carmen

Vivimos en un mundo plagado de información y a pesar de ello a veces parece que quieran llevarnos de vuelta al medievo solo por el afán de venta de algunos y un poco de desinformación de otros. La última moda es la agua ionizada, alcalina o como quieras llamarla. Y lo siento pero no voy a hacer publicidad de ninguna marca. Pero si te han vendido que con un aparatito tu agua va a ser más sana e incluso puede librarte de la artritis que sepas que no solo te están engañando sino que te toman por un ignorante. Con saber unos cuantos datos básicos quedan desmontadas todos los supuestos beneficios de consumir alimentos alcalinos. Vamos allá!!

agua alcalina o ionizada

Cuando nos dicen que estamos ingiriendo alimentos con un pH inadecuado tienes que recordar que el pH mide la acidez o alcalinidad de una sustancia. Por debajo de 7.0 la sustancia es ácida por encima de 7.0 la sustancia es alcalina.

La sangre humana tiene un pH óptimo de 7.4 y nos movemos entre el 7.35 y 7.45 para no morirnos. Cada una de las reacciones químicas que se producen en nuestro organismo y a nivel celular el sistema está diseñado para mantener una cifra constante de 7.4.

Comenzando en la boca, cuando ingerimos un alimento o líquido existen 2 enzimas en la saliva llamadas lipasa y amilasa lingual que ayudan a digerir los alimentos. La amilasa rompe la estructura del almidón en sustancias más pequeñas y simples, y necesita un pH alcalino así que la saliva contiene bicarbonato.

¿Sabías que desde que tragas el alimento sólido pasa al estómago en 4 a 8 segundos y los líquidos tardan de 1 a 2 segundos?

En el estómago los ácidos que se segregan tienen un pH por debajo de 4.0 o incluso menos. Este ambiente ácido es necesario para no solo matar bacterias o patógenos que podrían atacar a nuestro sistema inmunitario e incluso llegar a enfermarnos sino también para poder digerir los alimentos ingeridos. Cuanto más alcalinos sean los alimentos más ácido será necesario en el estómago. 

En nuestro organismo existe un sistema de equilibrio del pH entre lo alcalino (bicarbonato) y ácido (ácido carbónico) que se usa a demanda. Poniendo un ejemplo, las personas que sufren enfisema pulmonar retienen dióxido de carbono en los pulmones que se convierte en un ácido, los riñones compensan esa acidez con bicarbonato y así mantienen el equilibrio.

Sin meternos en fórmulas químicas de elementos estables como puede ser el agua (H2O) pensar en que por beber agua ionizada o tomar una dieta llena de sustancias alcalinas vamos a estar más sanos es engañarse. La ionización y la alcalinización son timos que no responden a ciencia ni nada que se le parezca.

Usas la tecnología a diario para entre otras cosas leer este blog, sin entender exactamente como funciona, solo sabes que funciona, lo mismo sucede con tu cuerpo. Lo usas pero no sabes como funciona, es fácil caer en discursos que «suenan» lógicos, pero que no se sostienen una vez comienzas a entender un poco sobre tu organismo.

Así que si me pides consejo solo puedo decirte: ahorra el dinero, no te creas patrañas y, en lo posible, sigue una dieta sana!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Redes sociales:
A %d blogueros les gusta esto: