¿Gluten a nuestros bebés? ¿Si o no, y a que edad?

Me cuesta tratar el tema de la alimentación complementaria en bebés porque no hay un consenso o una guía de la que fiarse. Cada pediatra recomienda lo que a le parece y aunque las dietas se parecen no son iguales. La pediatra que me ha tocado por la seguridad social está de acuerdo conmigo en la lactancia exclusiva hasta los 6 meses, junto con vitamina D y un suplemento de hierro en caso que lo necesite.

Pero ya me ha dado las recomendaciones de dieta complementaria, comenzando por zumo de naranja, cereales sin gluten, papillas de frutas y/o verduras, leche adaptada..etc.

Hay que tener claro que la alimentación complementaria debe ser eso exactamente: COMPLEMENTARIA es decir, primero el pecho luego la comida y no al revés como sigue pensando mucha gente. Esa es la forma de que las mujeres sigamos produciendo leche y de no matar de hambre a nuestros hijos. Y digo matando de hambre porque 100ml de leche materna contienen en promedio 70 calorías (7,4g hidratos, 4,5 grasa, 1,3 proteína). Las calorías que puede tener una papilla de verduras con una cucharada de aceite, como me recomienda la pediatra, no creo que llegue a las 40 calorías… y nuestros bebés necesitan muchas calorías para crecer.

haciendo caso al pediatra

Solo quiero recordar que las recomendaciones suelen estar basadas en las premisas que predominan en nuestra sociedad, esto es mucho hidrato de carbono, poca grasa y mucha proteína magra (pollo antes que otras carnes). Quienes siguen este blog saben que esas «premisas nutricionales» no son ni las más adecuadas y mucho menos las más saludables.

¿Gluten sí, gluten no y a que edad?

Lo más lógico es que preparemos a nuestro hijo para tomar gluten, aunque en casa no lo tomemos, hay muchas probabilidades de que cuando sea más mayor vaya a tomarlo (esas abuelas que persiguen con galletas a los niños), así que hacer una pequeña iniciación puede ser lo más práctico (que no recomendable) … (y yo perseguiré a las abuelas de las galletas)

Los últimos estudios recomiendan que los bebés comiencen a tomar gluten en pequeñas cantidades progresivamente crecientes y, siempre que sea posible, mientras el niño recibe aún lactancia materna. (enlace a la noticia)

Tiene lógica desde la perspectiva de la mayor tolerancia oral a antígenos que pueden tener los bebés mientras están lactando, con las defensas extra de la leche materna el daño del gluten es menor.

En 1906 las recomendaciones eran introducir el gluten a los 12-15 meses y dar el pecho justo después (Mi niño no me come de Carlos Gonzalez)

 La pediatra recomienda papilla 5 cereales (trigo, arroz, avena, cebada y centeno, y fructooligosacáridos (FOS)) y pan, por mi parte creo que la avena puede ser un buen comienzo y el centeno una buena continuación, pero tengo claro que no voy a comprar «leches adaptadas» así que me veo haciendo panecillos de avena…

Lo que tengo pensado hacer con mi bebé es:
  • Intentar darle pecho hasta los 2 años (que lo consiga es otra cosa)
  • Comemos delante de él intentando familiarizarlo con «eso» de comer comida.
  • No forzarle a comer hasta que muestre interés por la comida (sin importar los meses que tenga)
  • No darle de comer hasta que con gestos o sonidos sepa pedirla y sepa negarse a comerla
  • No darle leches, ni potitos, ni alimentos adaptados, cuando coma, comerá lo mismo que nosotros
  • Intentaremos respetar sus gustos (y respetar sus ritmos, …respetarle…)
  • Los primeros alimentos serán calóricos, y no alergénicos. Muchas calorías con poco volumen: carne, coco, aguacate…

Sobre todo y principalmente, no agobiarle, ni agobiarme!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Redes sociales:
A %d blogueros les gusta esto: